Interacción Teatral

> Espectáculos > Chiches

CHICHES. Teatro en cochecito

SÍNTESIS ARGUMENTAL
CHICHES es un espectáculo pensado para los más chiquitos, aquellos que hacen su primera experiencia teatral al año y medio o dos años. Acompañados con música en vivo, y con un lenguaje muy simple, las muñecas, la pelota, los cubos y el auto dan lugar a divertidos y sencillos juegos que reflejan las vivencias de los más pequeños.

Sentados a upa de papá y mamá, junto a sus hermanitos más grandes, toda la familia disfrutará de esta primera experiencia teatral.

COMPAÑIA
Grupo de teatro Buenos Aires

AUTOR
María Inés Falconi

DIRECTOR
Carlos de Urquiza

EDAD A LA QUE VA DIRIGIDA
De 1 a 5 años

CANTIDAD MÁXIMA DE ESPECTADORES
80 espectadores

DURACIÓN DEL ESPECTÁCULO
50 minutos.

IDIOMA
Espectáculo disponible en castellano e ingles

PREMIOS RECIBIDOS
- Premio ATINA 2008 - Mejor Espectaculo
- Premio ATINA 2008 - Dramaturgia - Maria Ines Falconi
- Premio ATINA 2008 - Dirección - Carlos de Urquiza
- Premio ATINA 2008 - Música - Carlos Gianni
- Premio ATINA 2008 - Diseño de Vestuario - Lucia de Urquiza


PRENSA

La Nación
Ruth Mehl

“Chiches” tiene ese cuidado riguroso del acercamiento a una etapa muy vulnerable de la evolución. Conservando el clima de suavidad en sonidos y movimientos, el espectáculo se ubica en el momento del juego de los nenes. Los personajes se presentan y juegan, solos, y con las dificultades naturales de la edad para manipular cosas y compartir. Ese es el pequeño gran conflicto que se desarrolla y agudiza la acción: compartir. Pequeña, acotada, con una música muy linda y con reminiscencias de canciones infantiles, la obra en sí es como una cajita de música, especialmente porque un piano en vivo acompaña los movimientos. Una mirada cálida y realista hacia el juego de los niños pequeños que va a encantar a los adultos y entretener a los más chiquitos que sin duda se sentirán reflejados y disfrutarán del humor de ese relato.

Diario Popular
Wilmar Merino

A cargo del Grupo de Teatro Buenos Aires y con dirección de Carlos de Urquiza, Chiches presenta situaciones cotidianas de la vida infantil: una pelea por un juguete, la integración con los compañeros, el ritual del juego compartido y las diferentes personalidades que tienen los bajitos. Un acierto de la obra pasa por la incorporación de un músico en vivo. El resultado: bebés fascinados que abren los ojos bien grandes y disfrutan del sonido de cajitas de música que entran por sus oídos. Y niños mayores, hermanitos o primos, que se reconocen en las distintas situaciones ofrecidas en escena y ríen o intervienen con comentarios en voz alta.

Clarín
María Ana Rago

Una propuesta especialmente pensada para chicos a partir de un año. El enunciado de la propuesta resulta, en primer lugar, tierno; en segundo, atractivo. Los espectadores identifican en el escenario sus propios códigos y objetos que les resultan cotidianos. La música de Carlos Gianni, suave, contribuye a lograr la calma en la platea. Chiches, una idea original y sencillísima, una buena opción para acercar a los más pequeños entre los pequeños, por primera vez al teatro. En Chiches se advierte la búsqueda y la experimentación que lo sostienen. Una idea interesante, para formar espectadores casi desde la cuna.

Crítica Teatral
Mónica Berman

La propuesta está pensada para los más chiquitos. Pero el trabajo que presentan no tiene nada de “infantil”, sino que es un planteo cuidado hasta sus más mínimos detalles. La reproducción de sus gestos, de sus decires, de sus actitudes despiertan en los espectadores una clarísima relación de identificación (que los mayores también reconocemos). Un espectáculo que los más chiquitos seguramente disfrutarán y si los chiquitos disfrutan, con esas caritas inenarrables, los mayores también.

Revista Imaginaria
Nora Lía Sormani

Chiches es una obra de profundo conocimiento respecto de la forma de “estar en el mundo de los niños”, su especificidad existencial, y por eso conquista a su público. Su director, Carlos de Urquiza, se propone, y lo logra, darle a la puesta en escena variedad de coloers, formas, sonidos y situaciones sencillas pero efectivas, que puedan atraer la atención de los más pequeños. Muy valioso el aporte musical de Carlos Gianni. Recomendable para espectadores hasta los 5 o 6 años. Una obra pequeña y entrañable como su público.